¿Cómo influye la termoeléctrica de Tula para aumentar los niveles de contaminación en el Valle de México?

El día de ayer veíamos que los reportes de calidad del aire de la CDMX siguen siendo regulares, a pesar de haber bajado notablemente la circulación de autos. El ozono y las partículas PM 2.5 siguen flotando en la ciudad.


Los incendios forestales aún activos, provocan la presencia de las partículas PM 2.5 y el ozono persiste por la termoeléctrica de Tula combinada con las altas temperaturas que, este año han sido muy altas. 


Con la contingencia sanitaria que será prolongada, en otros países se ha optado por el transporte particular, veremos cómo logra solucionar este problema el Gobierno de la Ciudad de México, aunado con la problemática de la Termoeléctrica. Se ha visto que la contaminación vulnera el sistema respiratorio de los ciudadanos haciéndose más propenso al desarrollo del COVID-19.

La planeación ha sido la ausente en esta ciudad y ahora tendremos que pagar la incapacidad de las autoridades.


Reforma

Persiste polución por termoeléctrica de Tula

Iván Sosa
Cd. de México  (06 mayo 2020).- Aun cuando tiene la alternativa de utilizar gas natural, el consumo de combustóleo en la termoeléctrica Francisco Pérez Ríos, de Tula, Hidalgo, es una de las fuentes que mantienen elevados los niveles de contaminación atmosférica en el Valle de México, explicaron expertos.

«Los contaminantes primarios han disminuido con el menor tráfico de autos que son la fuente local principal, el problema han sido los contaminantes secundarios, como el ozono y 50 por ciento de las partículas menores de 2.5 (PM 2.5)», comentó el investigador del Instituto Mexicano del Petróleo (IMP), Gustavo Sosa.

Disminuyó el numero de veces, explicó, en que aumentó la concentración de ozono, en tanto que las partículas se han mantenido elevadas por los incendios forestales alrededor del Valle de México.

«Basta tener 30 por ciento de lo que habitualmente se emite y en condiciones meteorológicas adversas, con estas temperaturas, para alcanzar niveles altos de contaminación, quiere decir que falta mucho por hacer para reducirla», agregó Adrián Fernández, director de Iniciativa Climática de México.

Al disminuir las aportaciones de los autos, añadió, cobran mayor relevancia las fuentes que se mantienen contaminando, aun con la emergencia del Covid-19.

«La termoeléctrica de Tula es una fuente puntual, de gran magnitud, que urge cambiar a gas natural cuanto antes», precisó Fernández.

El investigador del Instituto Nacional de Salud Pública, Horacio Riojas, expuso que estudios realizados en China e India acreditan una asociación entre la respiración habitual de contaminantes, con el riesgo de que la enfermedad Covid se agrave.

«Un estudio en Italia establece que en algunas circunstancias el virus puede adherirse a las PM 10, aunque sólo hay un estudio que lo ha reportado, encontraron en una región de Bolonia, partículas suspendidas pertenecientes al Covid», indicó Riojas

«La exposición crónica a partículas daña el sistema inmunológico, que se empobrece ante agresiones de este nuevo virus, hay elementos para pensar que la enfermedad podría agravarse en presencia de la contaminación atmosférica», apuntó Riojas.

Los especialistas Beatriz Cárdenas y Adolfo Hernández mostraron cómo la pluma de emisiones desprendida de la termoeléctrica situada en Tula, Hidalgo, se desplaza junto con la brisa o la intensidad de los vientos hacia el Valle de México, en donde 22 millones de habitantes respiran esos contaminantes.

El ex candidato a la Presidencia por el partido Nueva Alianza, Gabriel Quadri, comentó que la termoeléctrica utiliza el combustóleo residual de la refinería de Tula, ubicada en la misma región, y quema hasta 80 por ciento como combustible, aun cuando podría emplear gas natural, con un combustóleo que contiene hasta 4 por ciento de azufre, cuando lo permitido es 2 por ciento.

El investigador Horacio Riojas agregó que la población de Tula debe ser estudiada, porque además de respirar las emisiones del corredor industrial de Tula, bebe y riega cultivos con caudales de drenaje desechados por el Valle de México, que llegan sin tratamiento a la presa Hendió.

La senadora Xóchitl Gálvez concluyó que los políticos han fallado a los ciudadanos, al permitir que en la región de Tula haya una alta incidencia de enfermedades asociadas a la contaminación.